El Gobierno de El Salvador se encuentra ejecutando el Plan Integral de Salud para el sistema penitenciario, con el cual se busca prevenir enfermedades que afecten a los internos.

Como parte del Plan Integral de Salud, el personal médico de Centros Penales lleva a cabo campañas permanentes en las diversas penitenciarías para determinar el peso y talla de los reclusos, y de esta manera evitar la desnutrición y otras enfermedades.

Las acciones que se desarrollan en los centros penales no están desvinculadas de las medidas sanitarias para evitar el contagio del COVID-19. Las jornadas de desinfección se programan cada semana en los recintos penitenciarios. Además de la higienización de todo el personal que ingresa al sistema para prevenir de forma oportuna la enfermedad.

Asimismo, Centros Penales realiza constantemente al interior de las cárceles jornada de limpieza y colocación de abate para evitar enfermedades como el dengue, zika y chikunguña, transmitidas por el zancudo.

A la fecha, Centros Penales no registra pacientes fallecidos por COVID-19. El contagio ha sido mínimo. La cifra de pacientes sospechosos aislados es mínima, y se mantiene una cantidad en observación y aislados para evitar un foco de contagio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here