El Gobierno de El Salvador anunció que este año se espera una cosecha de granos básicos superior a las anteriores, que dejará 23.8 millones de quintales de los principales granos básicos que consume la población.

Una de las metas que se ha propuesto la administración es promover el consumo de la producción nacional de alimentos y empezar a sustituir las importaciones. Por lo tanto, el apoyo a los agricultores es una de las prioridades en su gestión.

En este sentido, el titular del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), Pablo Anliker, anunció que en 2020 se prevé cosechar 19.25 millones de quintales de maíz, equivalente a un 11 % de incremento respecto a los resultados del año pasado.

En cuanto al frijol, Anliker mencionó que las proyecciones apuntan a que serán 2.8 millones de quintales, un 30 % más comparado con 2019. En el caso del arroz, la expectativa es obtener 752,000 quintales, que será un 20 % de aumento en comparación con el año pasado.

Según el ministro Anliker, este año, la frecuencia de las lluvias ha sido favorable y ayudó a que los agricultores pudieran volver a sembrar con buenos resultados, después de que las tormentas Amanda y Cristóbal dañaron el período de cosecha conocido como “de primera”.

Para 2021, el MAG diseñó una planificación de los gastos enfocada en actividades que atienden las demandas históricas del sector. Se prevé contar con 89.5 millones de dólares, de los cuales el 68 % va para las áreas críticas del trabajo del MAG: los apoyos sectoriales, la investigación y el trabajo de campo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here