Foto: Pixabay

El condado de Los Ángeles ha visto un positivo avance en sus esfuerzos para la detención de la propagación del coronavirus, a pesar de seguir siendo el epicentro de la enfermedad en el estado de California.

En declaraciones del pasado lunes, la directora del Departamento de Salud Pública, Dra. Bárbara Ferrer, afirmó que a pesar de que el condado está en mejores condiciones con respecto a la pandemia, aún no es momento para iniciar las actividades en negocios no esenciales.

La directora afirmó que esperan a que se cumpla el periodo de incubación del virus tras el feriado de Labor Day, en el que las actividades recreativas de las personas aumentaron drásticamente.

Sin embargo, Ferrer anunció que algunas escuelas del condado han recibido aprobación para retomar clases presenciales para alumnos de primaria. Según la directora del departamento, al menos 59 escuelas habían solicitado el permiso de reiniciar clases presencial y al menos la mitad de ellas lo obtuvieron.

“Anteriormente hemos tenido aumentos significativos en el número de casos luego de días feriados, por eso queremos evitar cometer el mismo error y esperaremos dos semanas, revisaremos las estadísticas y tomaremos una decisión al final del mes”, afirmó Ferrer

Muchas actividades comerciales consideradas no esenciales, como gimnasios, mesas de apuestas, salones de belleza, entre otros, han estado suspendidos los últimos tres meses desde el rebrote de la enfermedad en el estado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here